CHACO PONE EN MARCHA LA RECUPERACIÓN DE ESPECIES EXTINTAS EN LA PROVINCIA

0
17

El gobernador del Chaco, Jorge Capitanich, firmó dos decretos que tienen como objetivo hacer frente a la crisis de extinción de especies en esta provincia argentina. “La declaración de esta nueva categoría de especies de fauna de valor especial, nos permite poder trabajar en instancias de reintroducción, de algunas especies emblemáticas que por distintas circunstancias se habían extinguido de nuestra provincia”, señaló el Presidente del Instituto de Turismo, Ariel Ybarra.

Al igual que el resto del territorio nacional, el Chaco sufrió una crisis de pérdida de vida silvestre, especialmente durante los últimos 150 años, que desembocaron en la extinción o fuerte reducción numérica de cuantiosas especies de fauna. Con el fin de revertir esta preocupante realidad el gobierno ha declarado especies de valor especial a varias especies que ya no lo habitan, como la tortuga yabotí, la nutria gigante, el venado de las pampas y el guanaco. Para estas especies y para otras que subsisten en muy bajos números y que ya han sido declaradas monumento natural como el ciervo de los pantanos y el yaguareté, el gobierno plantea además la redacción y ejecución de planes de recuperación de sus poblaciones.

Inicialmente los esfuerzos estarán dirigidos a la región conocida como el interfluvio Teuco-Bermejito, una zona de alta diversidad y con buen estado de conservación que se ubica al noroeste de esta provincia y que, como su nombre lo indica, se encuentra flanqueada por estos dos ríos. Es en esa región donde se encuentra emplazado el Parque Nacional El Impenetrable, donde Fundación Rewilding Argentina y la Administración de Parques Nacionales ya llevan adelante proyectos para la recuperación del yaguareté, la tortuga yabotí y el ciervo de los pantanos. Estos proyectos serán ahora complementados en tierras de jurisdicción provincial, y también se sumarán ahora los de reintroducción de nutria gigante, venado de las pampas y guanaco, que serán llevados adelante por la mencionada fundación y el Gobierno de Chaco.

RECUPERAR LA FAUNA PARA FORTALECER EL TURISMO DE NATURALEZA

Distintos organismos del Gobierno Provincial se encuentran trabajando en el abordaje integral con las comunidades locales. Teniendo en cuenta que el turismo es la actividad que motoriza las economías regionales, promueve el arraigo, fortalece la identidad y genera orgullo por las riquezas naturales y culturales del Chaco. En ese sentido, la nueva normativa expresa que el Instituto de Turismo del Chaco tendrá el rol de trabajar en la elaboración de estrategias de desarrollo y promoción turística, en obras de infraestructura, instalaciones turísticas y capacitaciones.

Para Ariel Ybarra, Presidente del Instituto de Turismo del Chaco, “La declaración de esta nueva categoría de especies de fauna de valor especial, nos permite poder trabajar en instancias de reintroducción, de algunas especies emblemáticas que por distintas circunstancias se habían extinguido de nuestra provincia o incluso de la argentina.

Chaco ya tenía en su Ley Provincial N° 893 R la declaración de la categoría de monumento natural, para especies que tenemos en la provincia con las que se está trabajando para poder recuperar la población de las mismas, como el caso del yaguareté, ocelote, oso hormiguero, el tatú carreta, el chancho quimilero, el tapir, del ciervo de los pantanos, el aguará guazú y el muitú.

Pero esta nueva instancia de valor especial nos va a permitir también hacer foco en especies como la tortuga yabotí, la nutria gigante, el guanaco, el venado de las pampas, que por distintas circunstancias no están presentes en la provincia.

Esto nos permite seguir trabajando para que el turismo de naturaleza sea una alternativa más, sea uno de los productos protagonistas en donde la observación de fauna sea el motivador de viajes para poder completar experiencias a quienes llegan a la provincia en combinación con la atención que brindan las comunidades locales en distintos puntos del territorio provincial”, concluyó.

LAS ESPECIES CON LAS QUE SE TRABAJARÁ EN EL INTERFLUVIO DE LOS RÍOS TEUCO Y BERMEJITO

La nutria gigante es la mayor especie de nutria del mundo. Se encuentra completamente extinta en Argentina y en peligro de extinción a nivel global. El año pasado se registró un ejemplar macho en el Río Teuco o Bermejo, tras más de 100 años sin observarse en esta zona. Este ejemplar fue bautizado como Teuco y desde el mes de noviembre de 2021 no ha vuelto a ser registrado. Las nutrias gigantes fueron muy perseguidas por el valor de su piel en el pasado, pero hoy en día su comercio se encuentra prohibido. Es una especie gregaria que forma grupos familiares muy ruidosos, diurnos y curiosos, todo lo cual contribuyó a hacerla fácil presa de cazadores.

El guanaco es uno de los mayores herbívoros de Sudamérica y si bien aún es frecuente en algunos sectores cordilleranos y patagónicos, se encuentra en peligro crítico de extinción en la región chaqueña. El guanaco habitó la región del Interfluvio, especialmente la zona de pastizales (llamados localmente pampas o caños) que se desarrollan entre los montes de quebrachos y algarrobos. La cacería y la degradación y desaparición de estos pastizales debido al mal uso ganadero fueron una de las causas de la extinción de esta especie en la provincia del Chaco y otras del norte argentino.

El venado de las pampas se encuentra en peligro de extinción en Argentina, donde se estima que sobreviven menos de 2000 individuos. Al igual que el guanaco habitaba los pastizales chaqueños y se encuentra completamente extinto en la provincia del Chaco. La persecución por su cuero y la competencia y transmisión de enfermedades por parte del ganado se mencionan como las principales causas de su desaparición.

El ciervo de los pantanos aún subsiste en bajos números en el este de la provincia, pero se ha extinguido en el centro y oeste de la misma, incluyendo todo el interfluvio del Teuco-Bermejito. A diferencia del guanaco y los venados, prefiere pastizales más húmedos asociados a cursos y cuerpos de agua.

Cada una de las especies alcanzadas por los decretos son llamadas “especies clave”, lo cual significa que tienen un impacto a gran escala en la salud del ecosistema. Ya sea dispersando semillas, controlando las poblaciones de presas en tierra o agua o manteniendo la salud de los pastizales. Recuperar sus roles ecológicos implica devolverle su funcionalidad y asegurar a largo plazo la salud del bosque, los pastizales y ambientes acuáticos de la región chaqueña.

El compromiso asumido por el Gobierno del Chaco permite visibilizar y proteger esas especies que han ido desapareciendo por acciones humanas, permitirá emprender acciones concretas para recuperar sus poblaciones e implica un hito en la conservación en Argentina. El rewilding, mediante la translocación de individuos, permite recuperar especies extintas o amenazadas localmente.

Es una estrategia que viene mostrando su eficiencia para restaurar la salud de los ecosistemas a mediano y largo plazo. La naturaleza, a medida que recupera su belleza y su esplendor, se convierte en un atractivo para el turismo de naturaleza que está empezando a crecer en la región del Impenetrable chaqueño y en un motor de economía para las comunidades locales.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí